“Con el proyecto FASOC se trabajó en una campaña de sensibilización “construyamos familias libres de violencia”, la cual estaba dirigida a la comunidad educativa de los 22 centros educativos a nivel nacional de Fe y Alegría, y fuertemente se trabajó con los centros de occidente: en Ciudad Sandino que hay tres centros educativos, en León con el núcleo educativo rural La Asunción que tiene un conglomerado de escuelas rurales, en Somotillo dos escuelas más y en el norte del país se trabajó con la señora de Guadalupe y El Rosario”.

“Los participantes de esta campaña fueron los docentes, los estudiantes, primaria y secundaria, y las familias. Fue una campaña permanente, se le dio seguimiento a través de las redes sociales, se construyeron materiales comunicacionales, información sobre violencia intrafamiliar. La otra gran actividad que se realizó con el FASOC fue el relanzamiento del Programa de Educación Integral Sexual (PEIS) al cual se le hicieron mejoras con el enfoque de género. Los mismos docentes crearon los nuevos materiales didácticos”.

“Fue una experiencia muy bonita ya que se pudo lograr que los maestros se apropiaran de los temas”

Francisco Chávez, equipo de comunicación de Fe y Alegría

“Trabajamos en el marco del derecho de la niñez y la adolescencia en 43 municipios a nivel nacional. Contamos con más de 5 mil promotores voluntarios en todo el país. Como MILAF damos el acompañamiento a diferentes tipos de capacitaciones como por ejemplo Nuevas Masculinidades y también tocamos un poco lo del enfoque de género”.

“Actualmente tenemos 8 meses en granada y estamos trabajando con jóvenes de 12 años en adelante. Hablamos sobre Genero y Nuevas Masculinidades. Esperamos que los jóvenes sean quienes promuevan las capacitaciones más adelante”.

“En nuestro movimiento los protagonistas siempre son los chavalos”.

Ariel Moraga, responsable de comunicación de Movimiento Infantil Luis Alfonso Velazquez

ODESAR estuvo trabajando en el municipio de Tuma La Dalia en este proyecto que tuvo énfasis en las mujeres, específicamente con grupos de mujeres de comunidades rurales”.

“Se hicieron capacitaciones sobre temas de género, de no violencia, de igualdad de oportunidades, derechos humanos. Además, se acompañaron procesos judiciales de casos de violencia donde se les explicaba no solo la ruta, sino que si surgía alguna denuncia se trabajaba directamente en coordinaciones con el complejo judicial de Tuma La Dalia”

“También se dio asistencia psicológica. En el proyecto contratamos a una profesional en psicóloga y esta parte del proyecto con FASOC sí ayudo a ODESAR a que las mujeres se sintieran acompañadas y respaldadas en esos procesos judiciales. Ayudo también hacer coordinaciones interinstitucionales con el complejo judicial. Cuando la psicóloga empezó a dar atenciones psicológicas eran pocas mujeres las que iban, pero al terminar el proyecto ya no se daba abasto, incluso hasta querían llegar varones”.

“Con los proyectos de FASOC también se fomentó la cultura de paz a través de con mensajes inclusivos. Se celebraron foros emblemáticos: día de la mujer rural, día de la no violencia”.

Ligia Castro: coordinadora de proyectos de ODESAR

“Este proyecto ayudo mucho en el proceso organizativo de las mujeres en el área de incidencia que es el municipio de la Dalia, que es esto una de las cosas que percibió ODESAR; la organización y la participación ciudadana”.

“Logramos coordinar un foro con 300 mujeres sobre el tema del embarazo a temprana edad. Uno de los grandes retos fue crear contenidos sobre género”.

Uno de los resultados fueron la prevención de la violencia, la restitución de los derechos de las mujeres, la organización de estas mismas mujeres y que la población de Tuma La Dalia sepa que hay gente capacitada para apoyar en situaciones de violencia”.

Carlos Centeno: técnico, diseñador y promotor de ODESAR

Start typing and press Enter to search